domingo, 3 de agosto de 2008

El árbol de la vida


Quiero compartir con todos vosotros un regalo hermoso que me envía, desde el otro lado del Atlántico, una amiga reciente, que aquí firma como Incombustible. Es el árbol de la vida, una imagen que viene a ser un vínculo amistoso entre todos los que nos comunicamos a través de nuestros blogs.

Yo os lo brindo a todos vosotros que pasais por aquí de vez en cuando. Ninguno puede quedarse sin este árbol.

Abuela, Carmen, Carlos, Rodolfo, Alberto, Fernando, Cigarra, Mita, Merche, Angela, Gilda, Sibyla, Aroa, Diana, Copperhead, Rafa, Pedro, NAni, Laura, Memoria, Manuel, Marcelo, Anab, Miriam, BrujaRoja, Diego, Ferragus, Geni, Dudo, Fritus, Isabel, María, Álvaro, Nacho, Marian, Euphorbia, Antonia, Javier, Mari Carmen, Josep, Miriam, Gata y, también, Incombustible.

Este regalo es para todos. Cogedlo y ponedlo en vuestra repisa si os gusta.

28 comentarios:

copperhead dijo...

Aqui una que mañana se va a Rusia!! jeje, muchas gracias por el detalle Cecilia. Mi verano hasta ahora ha sido completamente desastroso y muchas veces poder escribir en el blog, ver comentarios de amigos como tu, ha ayudado a levantar algo el ánimo.
En fin, esperemos que la visita a Rusia, Finlandia y Suecia me ayude a refrescar la cabeza...

De nuevo gracias, y hasta la vuelta
Un besito
copperhead

brujaroja dijo...

Gracias, Cecilia:
Árbol, palabras, vida, amigos. Con esas cuatro palabras se puede escribir un mundo.
Feliz domingo

Mita dijo...

Muchas gracias! Lo recojo y lo tendré de recuerdo en mi blog, esto de los regalitos me hace mucha gracia.
Besos

Merche Pallarés dijo...

¡MUCHISIMAS GRACIAS! Me encanta esto de los premios aunque yo, por ahora, no los pueda dar debido a mi analfabetísmo cibernético... Besotes, M.

Laura dijo...

Gracias. Es cierto que en torno a los blogs se llegan a formar verdaderas familias de personas anónimas a las que acabas teniendo un enorme aprecio. Además, a todos nosotros se unen nuestros familiares y amigos que siempre nos siguen y nos animan convirtiendo esto en algo fantástico.
Gracias y un beso

El lAdo dUlcE dE lA tRisTeZa dijo...

hola... una nueva visita... jaja acabo de llegar atravez del blog de mi grande abuela ciber y ralmente me faciono tu rinconcito ... asi que mas de una vez me vas a tener por aca..... te dejo un beso enorme desde argentina,, otra cecilia.... saludos!!!

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Es la primera vez que veo tan hermosa una red social...

m.eugènia creus-piqué dijo...

Felicidades por este árbol tan bonito que te han regalado y gracias por compartirlo con tus fieles seguidores Cecilia, te lo mereces.

memoria dijo...

Cecilia, gracias por compartir tan amigablemente este precioso árbol que yo, ya mismo, copio y llevo a mi blog.

Un beso.

Miriam dijo...

Ceci, yo no me lo llevo porque ya lo tengo. No es hermoso!, a mi me encantó tanto como sus palabras hacia nosotros.
Besos

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Muchas gracias Cecilia, Irá derechito a la repisa de trofeos, ¡eres mu bonica!
Besicos y de nuevo, muchas gracias

begoyrafa dijo...

Yo, como Miriam también lo tengo, pero como soy un poco egoista me lo llevo otra vez.
Muchas gracias a Incombustible y a ti por acordarte de nosotros.
Un abrazo
Rafa

Antònia P. dijo...

Cecilia gracias. Que tengas un buen día.
Besos

fritus dijo...

Muchísimas gracias por el regalo, cecilia...lo colgaré enseguidita. El árbol de la vida...no sé si tiene algo que ver con el arbol de la ciencia del bien y del mal que aparece en los relatos del génesis, espero que sí, porque es un arbol que me cae muy simpático y estaría todo el día mordiendo manzanas


Un abrazo

La Gata Coqueta dijo...

Es un regalo precioso, dices que lo coga quien quiera, pero yo no estoy nombrada, si es que puedo me lo comunicas en mi-tu blog.

Muchos besos y que disrutes de una feliz semana amiga.

Ferragus dijo...

Que hermoso gesto has recibido, Cecilia. Y que grandeza la tuya el haberlo compartido con nosotros. Gracias, Cecilia. Por tu intermedio, mí saludo para Incombustible.

Besos, Cecilia.

angela dijo...

Gracias Cecilia,te lo han regalado a tí y ahora con tu generosidad nos lo ofreces, gracias de corazón, yo seguiré viniendo a tu casa para que cada vez que venga me regales una rama con cada post. Que tengas una feliz semana.Angela

Incombustible dijo...

Gracias Cecilia, me emociona mucho ver el árbol en tu repisa y que lo compartas con todos tus amigos.

Desde este lado del charco, muchos besos para ti y para toda la gente que te rodea de afecto.

Tigre de Papel dijo...

Hacía mucho tiempo que no pasaba por aquí. He visto que hay muchas cositas nuevas. Volveré para leerlo todo, de cabo a rabo.

Fernando Manero dijo...

Gracias, mil gracias. ¿Puede haber algo más hermoso, sugerente y necesario que el árbol de la vida?. Asegura la perennidad, sus ramas nos abren a mundos inverosímiles, sus raices nos defienden de las crudezas de la intemperie, sus sombras nos invitan a pensar, sus frutos nos deleitan y alimentan. Todos los placeres confluyen en el árbol de la vida.

Euphorbia dijo...

Caramba, muchas gracias, preciosa representación de lo que significan nuestros lazos blogueros.
Besitos muy acalorados

Abuela Ciber dijo...

Venia leyendo los blog de mi columna al día y me encuentro con esta preciosa sorpresa, me encanta, y gracias por acordarte de mi ser, es un precioso mimo qye acunare en mis manos y ya lo pondre en el blog, aunque estoy atrasadisima con los premios.
Cariños

Alberto López Cordero dijo...

Un bonito y hermoso detalle. Muchas gracias por el regalo, te deseo todo lo mejor. Besos.

Álvaro Dorian Grey dijo...

Gracias por el árbol, lo seguiremos regando y seguiremos viéndolo crecer. De todo corazón, gracias.
Saludos y salud

Manuel Ortiz dijo...

Muchas gracias, Cecilia. En cuanto tenga un minuto lo cuelgo en mi blog.

Anab dijo...

Pues nada, a colgarlo de la repisa del salón, para que quede a la vista de todos.
A mi es que os acordeis de mi me emociona mucho, me pone los pelillos de punta.
Besitos

Sibyla dijo...

Es precioso, pero sobre todo por el significado.

Gracias por compartirlo Cecilia!

Besos:))

Cigarra dijo...

Llego un poco tarde a recoger tu regalo, pero como es un árbol lleno de vida ha podido esperarme
¡Un millón de gracias!